Viajar a Canadá

Canadá es un país muy bello e interesante. Posee atractivos a los que no estamos acostumbrados los españoles y latinoamericanos. Tal es el caso de la bahía de las mareas gigantes, el Lago Manchado, los parques nacionales de la cordillera de las Montañas Rocallosas, el gran Cañón del Nahanni, el cementerio de los dinosaurios de la Formación Dinosaur Park, las ollas de tinta naranja del Parque Kootenay y el Lago glaciar Peyto.

Si vienes a Canadá entre octubre y marzo, tienes que desplazarte al norte para apreciar las auroras boreales en todo su esplendor. Y no puedes irte de aquí sin haber visitado las impresionantes cataratas del Niágara.

El país más septentrional del continente americano es también un paraíso para los amantes de la aventura y las actividades al aire libre. Pero Canadá es también una nación moderna y desarrollada. Sus grandes urbes están repletas de atracciones familiares y grandes centros comerciales ideales para el turismo de compras.

¿Qué necesito para viajar a Canada?

Las temperaturas medias de Canadá suelen ser mucho más bajas que las de los países hispanohablantes. Sin embargo, estas varían dependiendo del lugar a visitar y la época del año. Por lo tanto, te sugerimos consultar en línea el pronóstico del tiempo de los destinos que piensas visitar en el mes que corresponda. En función de esta información, podrás hacer tus maletas.

¿Planeas viajar a Canada durante el invierno? En esta época del año, la temperatura podría descender muy por debajo de los cero grados centígrados, lo que te haría más propenso a contraer una enfermedad respiratoria. Para que eso no te ocurra, te recomendamos acudir con un médico que te administre la vacuna de la gripe.

Si vas a visitar lugares cercanos a la frontera sur, entonces deberías tomar medidas para no contagiarte de la enfermedad del mosquito del Nilo, cuya prevalencia es mayor entre abril y octubre. Esto implica usar repelente de insectos al salir al aire libre, y vestir camisas de manga larga y pantalones o medias largas.

Por otro lado, cualquiera que viaje al extranjero debería contratar antes un seguro de viaje. Los más recomendables son aquellos que cubren los gastos de asistencia sanitaria en caso de enfermedad o accidentes, daños a terceros y repatriación.

¿Qué idioma se habla en Canadá?

Canadá cuenta con dos lenguas oficiales: el inglés, hablado por el 58 % de sus habitantes, y el francés, por el 23,2 %. Si no dominas alguno de estos idiomas, una aplicación de traducciones o un diccionario te será de mucha ayuda.

La mayor concentración de francoparlantes en el territorio canadiense se localiza en Quebec, donde el 95 % de la población tiene esta como su lengua materna. En el resto del país, predomina la mayoría de habla inglesa, en una proporción de 19 a 1. Ahora bien, Quebec, ciertas zonas de Ottawa y el noroeste de Onario forman parte de la región denominada cinturón bilingüe, donde se concentra el 63 % de los canadienses que hablan perfectamente ambos idiomas.

La razón detrás de la convivencia de ambas lenguas tiene su origen en el siglo XVII, cuando los franceses cruzaron el Atlántico para asentarse en lo que ahora son las provincias de Nueva Escocia y Quebec. Con el tiempo, tales territorios pasaron a estar bajo el control británico, pero la mayoría francófona prevaleció. El resto del país siempre estuvo bajo el dominio inglés durante la época en la que Canadá era una colonia del Imperio Británico.

Por su parte, casi la quinta parte de los residentes de Canadá hablan una lengua distinta a las oficiales. Los principales idiomas minoritarios son el alemán, el árabe, el cantonés, el español, el holandés, el italiano, el mandarín, el punjabi, el urdu y el tagalo. 

¿Cómo viajar a Canadá?

Además del pasaporte, necesitarás obtener un visado para entrar al país de la hoja de maple. Dentro de los países hispanos, solo España, México y Chile quedan exentos de este requisito.

¿Vives en alguna de las naciones a las que se exime del visado? En su lugar, deberás tramitar un permiso conocido como eTA (Electronic Travel Authorisation). Como su nombre lo indica, consiste en una autorización electrónica expedida por un oficial de servicios fronterizos, quien determina cuál es el mayor período de tiempo que puedes permanecer en Canadá. La mayoría de los turistas tiene la posibilidad de prolongar su estancia hasta un máximo de seis meses.

¿Cuánto cuesta viajar a Canadá?

Queremos ayudarte a elaborar un presupuesto realista sobre los gastos que te esperan al visitar Canadá. Para ello, tomemos como referencia los precios aproximados de una estancia en Toronto, la urbe más multicultural del planeta.

Los precios de una habitación doble en un hotel económico del centro de la ciudad oscilan entre 70 y 80 dólares canadienses. Hay que tomar en cuenta que, en general, las tarifas se elevan en primavera y verano, y disminuyen en invierno.

Al ser una urbe donde convive gente de tantas nacionalidades, encontrarás una gran oferta gastronómica. Además de los platos de la cocina local, podrás degustar comida tailandesa, japonesa, china, italiana, griega y polaca, entre otras deliciosas opciones. En promedio, gastarás unos 15 dólares canadienses por plato.

En lo que respecta al transporte, el coste de viajar a Canadá es demasiado variable, y depende de tu país de procedencia y de la aerolínea que elijas. Ya alojado en Toronto, una ficha de autobús o de metro te costará poco más de tres dólares canadienses. También deberías disponer de dinero para pagar el precio de entrada a los parques nacionales y demás atracciones, y poder realizar algunas compras.

Puedes conseguir tu VISA para Canadá en nuestra web

A diferencia del trámite anterior de obtención de VISA, la eTA se procesa a través de internet. Esto es posible mediante un formulario en el que debes indicar el número de personas que viajarán a Canadá, tu dirección actual de residencia, tus datos personales, la fecha programada para el viaje y la información contenida en tu pasaporte. Al mismo tiempo, tendrás que aportar ciertos detalles sobre uno de tus progenitores.

Antes de enviar la solicitud, deberás especificar si se te ha denegado alguna vez la entrada a Canadá, se te ha deportado de allí o tienes antecedentes penales; o si padeces una enfermedad grave que requiera tratamiento regular o algún enfermo de tuberculosis ha tenido contacto contigo o con un familiar tuyo.

Tras demostrar que cumples los requisitos, podrás efectuar el pago correspondiente. Ahora solo te queda revisar tu buzón de correo para verificar que hayas recibido la aprobación. Generalmente, el tiempo transcurrido entre la solicitud y la respuesta del gobierno canadiense no es mayor a unos cuantos minutos. En ciertos casos, sin embargo, la respuesta podría demorar hasta 72 horas. Por lo tanto, te recomendamos efectuar los trámites con suficiente antelación.

Esta web te ofrece asistencia permanente (24/7), una verificación de tu solicitud antes de su envío, la entrega de actualizaciones vía e-mail del estado de tu trámite, el reenvío de la solicitud en caso de fallas y el almacenamiento de tu eTA en los servidores de la empresa durante cinco años. Se trata de prestaciones exclusivas, que el gobierno de Canadá no te ofrece.

Ven a Canadá

¿Vives en España o en algún país de Latinoamérica? Canadá te fascinará. Si ya te has decidido a visitar este destino, haz lo siguiente para que tu estancia sea una experiencia inolvidable:

  • Realiza los trámites para obtener tu pasaporte y visa, o tu eTA con la ayuda de nuestra web.
  • Haz los planes necesarios para que el frío y la diferencia de idiomas no te tome por sorpresa.
  • Contrata un seguro de viajero a fin de estar preparados para imprevistos.
  • Elabora un presupuesto que cubra el hospedaje, los alimentos, el transporte, las compras y el coste de las entradas a las diferentes atracciones.